Welcome to our website !

MASCARILLAS DE FRESAS PARA UN ROSTRO RADIANTE

By 18:18 , , , ,



Teniendo en cuenta la riqueza vitamínica de las fresas, estas frutas del bosque se usan para solucionar diferentes tipos de problemas cutáneas. Son ideales para hidratar, reafirmar y tonificar la piel debido a las numerosas propiedades nutritivas de las fresas
Siempre recomiendo consultar las propiedades y beneficios de aquellos productos que se van a usar en nuestros tratamientos de belleza (aquí). Es importante para ver si son compatibles con nuestro tipo de piel, además el conocimiento de sus componentes nutritivos motiva e intensifica el efecto placebo durante los tratamientos de belleza. También recomiendo consultar el artículo sobre la importancia del factor mental a la hora de rejuvenecer y cuidar nuestro cuerpo.


  • MASCARILLA DE FRESA BLANQUEANTE
Esta mascarilla es la más sencilla, se aplastan un par de fresas hasta convertirlas en una mezcla homogénea y se aplica en el rostro, cuello y escote durante unos 30 minutos. 

  • MASCARILLA DE FRESA REJUVENECEDORA
Aplastar dos fresas hasta hacerlas puré y mezclar una cucharada de una crema hidratante homeopática (de origen vegetal, animal, mineral u orgánico) y una cucharada de miel. Esta mascarilla restaura todas las células dañadas de la piel y nutre el rostro en profundidad, haciendo que la piel sea más suave y sedosa.

  • MASCARILLA FACIAL DE FRESA PARA LA PIEL SECA
Por su gran cantidad de vitamina A, la fresa es un importante hidratante natural. Para combatir la piel seca y rasposa hay que aplastar dos fresas hasta hacerlas puré y añadir una cuchara sopera de crema de leche (cuanto más grasa mejor). 

  • MASCARILLA DE FRESA PARA LA PIEL MIXTA
Exprimir jugo de dos fresas y mezclarlo con la yema de un huevo. Aplicar durante veinte minutos sobre la piel bien seca.

  • EXFOLIANTE A BASE DE FRESA
Exprimir un par de fresas en jugo y mezclarlo con arcilla blanca, más o menos un par de cucharadas de arcilla, aunque es mejor hacerlo a ojo, ya que la arcilla suele tener consistencia distinta dependiendo de las marcas. La masa tiene que ser espesa. Se aplica frotando ligeramente el rostro, siguiendo las líneas de los músculos faciales. Dejar actuar 30 minutos.

  • MASCARILLA DE FRESA ANTI-INFLAMATORIA
Esta mascarilla es ideal para las personas que padecen de retención de líquidos, ya que desinfla el rostro y tonifica la piel. A diferencia de otras mascarillas, se puede aplicar a diario y su efecto se puede apreciar en apenas una semana. 
Exprimir unas cuantas fresas en jugo y añadir jugo de aloe (un par de cucharas soperas). Calentar la mezcla en "baño maría" y, una vez caliente, remojar varios paños-trapitos (lana o algodón, nunca sintética) para cubrir el rostro con ellos. Se puede recubrir con un plástico (recortado antes en forma de máscara, obviamente) para crear un "efecto sauna" en la piel y mejorar así la absorción de los nutrientes de la mascarilla. Dejar actuar mientras se mantiene el calor, lavar con agua fría-mejor aún en un bañito con hielos. Se puede repetir hasta tres veces seguidas.

  • MASCARILLA DE FRESA EFECTO PEELING
Aplastar tres fresas hasta conseguir una mezcla homogénea; añadir un cuarto de vaso de crema de leche (nata líquida) y una cucharada de sal. Aplicar sobre el rostro con suaves movimientos circulares, masajeando la piel siguiendo siempre las líneas de los músculos faciales. Dejar actuar 10 minutos.

  • MASCARILLA DE FRESA PARA CERRAR LOS POROS
Batir bien la yema de un huevo y mezclarla con el puré de unas dos fresas de tamaño mediano; añadir "a ojo" (una o dos cucharas soperas) harina de patata o de avena hasta conseguir una consistencia espesa para que la mascarilla no gotee del rostro. Dejar actuar durante veinte minutos. 

No olvidéis consultar el artículo sobre los tips para aumentar y mejorar el efecto de las mascarillas faciales.

You Might Also Like

0 comentarios